• 0.jpg
  • 1.jpg
  • 2.jpg
  • 3.jpg
  • 5.jpg
  • 7.jpg

Vamos al paro nacional del 17 de Marzo

Visto: 976

A La arremetida paramilitar que deja decenas de muertos en todo el país, a los pírricos e injustos salarios, a las privatizaciones y al alto costo de vida, la respuesta es la movilización y el paro nacional este 17 de marzo

El asesinato de William Castillo, integrante de Marcha Patriótica, en el Bagre, Antioquia, el 7 de marzo a manos de los paramilitares, ha disparado las alertas dentro de la oposición política en Colombia, la que encarna el movimiento social y político. Por eso es falsa y sesgada la pretensión del procurador Ordoñez, cuando sale públicamente a decir que la oposición política es el Centro Democrático, con la intensión de proteger desde la Procuraduría a quienes han sido verdaderos victimarios de millones de colombianos.

El posacuerdo no podrá ser el de una nueva masacre de la oposición que está surgiendo. De ser así no avanzaríamos hacia la reconciliación y la paz estable y duradera, sino hacia la prolongación de la guerra.

Con William son 102 integrantes de Marcha Patriótica asesinados en cuatro años desde su nacimiento; decenas han sido encarcelados y hoy son presos de conciencia, como el caso de Huber Ballesteros, detenido político durante la preparación del paro nacional agrario del 2013.

En menos de dos semanas, van cuatro dirigentes asesinados con él: Klaus Zapata, de la Juco en Suacha; Marisela Tombé, lideresa campesina del Tambo, Cauca; y Alexander Oime, líder indígena de Río Blanco, Cauca. Sumado a estos crímenes, la arremetida paramilitar en todo el país muestra una expansión del enemigo armado número uno de los diálogos de paz. ¿Y ante esa grave situación, qué responde el gobierno y la comunidad internacional? Nada, por el momento.

En la ciudad las cosas no son mejores. Existe una alcaldía que de dientes para afuera habla de paz, pero sus acciones demuestran que está de espaldas a los diálogos y no asume seriamente un compromiso institucional con el fin del conflicto armado, y la pedagogía de paz para que amplios sectores sociales urbanos, los más alejados y desinteresados de un acuerdo de paz, abracen la solución política y hagan suyo el contenido de los puntos acordados. Campea la inseguridad y la violencia, permanentemente negada por la alcaldía y maquillada por los medios de comunicación oficiales. El alcalde alborotó el hormiguero de las llamadas bacrim, diciendo que las enfrentaba y lo único que hizo fue aumentar el pie de fuerza y ganarse una amenaza de muerte. Sigue haciendo consejos comunales en los barrios pero dejando de lado la consulta del plan de desarrollo a las comunidades. A los vendedores informales se les trata como a criminales, cuando los verdaderos criminales son los que están encima de ellos con las vacunas, y espacio público correteándolos.

A pesar del oscuro panorama que enfrentamos en la ciudad y el campo los líderes sociales y de oposición, Marcha Patriótica Antioquia reafirma su convicción de que el camino son los diálogos y la solución política hacia el fin del conflicto armado.

Porque creemos en una sociedad donde impere la justicia social y la paz, vamos al paro nacional este 17 de marzo.

¡Sin respeto por la vida, no habrá paz ni justicia social!

¡Yo paro para que avancen los diálogos de paz!

¡Santos: detenga los asesinatos de líderes sociales en Colombia!

¡Salarios míseros, movilización popular segura!

¡Todo niño y niña muerto por desnutrición, hiere la conciencia de un pueblo!

Nota: Marcha saldrá desde el parque de Los Deseos, sitio de encuentro para la movilización el 17, desde las 9:30, como un solo bloque, con banderas, pancartas y carteles. Quienes quieran machar junto a nosotros, bienvenidos/as. Traer camisetas alusivas a MP, hidratación y alimento, la jornada será larga.